Diagrama de flujo de procesamiento

Línea de decapado push-pull (PPPL)

El proceso de fabricación de acero recubierto con recubrimiento metálico y recubrimiento orgánico comienza con el decapado o la limpieza de bobinas laminadas en caliente con el fin de eliminar las incrustaciones de óxido de hierro que se forman durante el laminado en caliente del acero. Para el decapado se utiliza ácido clorhídrico y el ácido gastado se regenera en una planta de regeneración de ácido y se reutiliza para que el proceso completo sea respetuoso con el medio ambiente. Después de este proceso, el producto se conoce como HRPO (“laminado en caliente, decapado y engrasado”).

Laminadora en frío (CRM)

La laminadora en frío recorta las bobinas de HRPO al espesor requerido, con un porcentaje de reducción que oscila entre el 50 y el 90 %. Después de este proceso, el producto se conoce como “laminado en frío” o “acero totalmente endurecido”.

Galvanizado por inmersión en caliente (HDGL)

La línea continua de galvanización por inmersión en caliente tiene un horno de tratamiento térmico en línea, con una atmósfera compuesta por una mezcla de nitrógeno e hidrógeno para evitar la oxidación del acero, seguido de un recipiente de zinc fundido para galvanizar el acero. El horno en línea ablanda el acero a través de un proceso de tratamiento térmico, mientras que el recipiente de zinc fundido, junto con un mecanismo de proyección de aire, controla la aplicación y la masa de zinc del recubrimiento que queda sobre el acero. El producto después del recubrimiento de zinc se conoce como acero galvanizado. El recubrimiento de zinc confiere resistencia frente a la corrosión al acero actuando como barrera de protección. El acero galvanizado está disponible en diferentes designaciones de recubrimiento en función de la masa de recubrimiento de zinc y está disponible con superficies de floreado regular y mini con laminado de ajuste. Mientras que el acero galvanizado con una superficie de floreado regular tiene aplicaciones en muchas industrias, incluidas las de conductos, el producto no es adecuado para aplicaciones que requieran pintura. El floreado mini laminado de ajuste, que tiene una textura superficial uniforme, es el producto más adecuado para aplicaciones con pintura.

Línea de recubrimiento de color (CCL)

La línea de recubrimiento de color incluye una sección de tratamiento previo en línea para limpiar el acero galvanizado, seguido por la aplicación de una capa de imprimación orgánica y una capa de acabado orgánica. La aplicación de cada capa va seguida de una operación de curado en un horno y finalmente se obtiene acero galvanizado prepintado. La capa de imprimación proporciona resistencia frente a la corrosión y la capa de acabado aporta color y estética. El acero galvanizado prepintado tiene muchos usos en la industria de la construcción. También tiene aplicaciones en productos como electrodomésticos, puertas de garaje y piezas para automóviles.
WordPress Image Lightbox